Emperador José II de Habsburgo

Emperador José II de Habsburgo
Al volante de la Máquina del Tiempo

Adelante internautas

Yo soy el Emperador José II de Habsburgo, gato quien gobierna desde el éter a su madre humana, la historiadora nicaragüense Cecilia.Hoy que se cumplen 6 años de mi ingreso triunfal al paraìso gatuno,donde fui coronado como emperador, mi madre hizo este blog en honor a mi memoria. Aquí voy recopilando el trabajo de mi madre en tres categorías: temas de la historia, personajes célebres y su obra cuentística y filosófica. Cualquier pregunta que deseen aclarar, tenéis el email cecilmundo@gmail.com para hacerlo. Ahora, a servirse la mesa.Bon appetit! Emperador José II de Habsburgo

Emperador navegando en su máquina del tiempo

Emperador navegando en su máquina del tiempo
en brazos de mi partera

domingo, 27 de abril de 2008

clase de semillazo!

La Caída de la Casa de Habsburgo en España
Cecilia Ruiz de Ríos
Uno de los linajes reales más poderosos de la historia europea fue el de los Habsburgos, y en España, este apellido pasó a formar parte del trono cuando una desquiciada pero bella princesa fue matrimoniada con un muchacho relativamente inservible.
Juana La Loca no pudo haber nacido con mejor escudo de armas a su favor. Era la hija de los Reyes Católicos de España Fernando de Aragón e Isabel de Castilla. Ellos priorizaban la conviencia política a la hora de casar a sus retoños, y fue así que la frágil princesa Juana acabó siendo casada con Felipe el Hermoso, hijo de Maximiliano de Habsburgo y su ricachona esposa María de Borgoña. Juana se enamoró perdidamente de su fatuo y guapo esposo, pero éste no correspondía a sus sentimientos y le dio mucho quehacer con otras damas.
Juana tuvo varios hijos con Felipe y cuando éste murió de resfrío sin haber cumplido los 30 años, dejaba tras de sí la semilla de los Habsburgos para el trono español en la p[ersona de Carlos I de España y V de Alemania, destinado a convertirse en uno de los soberanos más poderosos de todos los tiempos porque para ese entonces ya Cristóbal Colón había asomado su piojosa testa por estos lados americanos para saquear nuestras riquezas en beneficio de España. Carlos I con su quijada saliente de los Habsburgos(heredada de Zimburga de Masovia) se dio el lujo de casarse con su prima Isabel de Avis de Portugal, la mujer más bella de su tiempo y entre los dos manufacturaron a uno de los hombres más crueles de la historia: Felipe II de España, monarca tan malévolo que le apodaron "El Demonio Español".
Felipe II acabó perpetrando atrocidades inmencionables no solo en el Nuevo Mundo con los indígenas, sino que literalmente baño en sangre a los países bajos tras el asesinato de Guillermo el Silencioso y la masacre que mandó a hacer contra los protestantes.
Felipe II hasta en su vida privada era sanguinario, y parte de su leyenda negra afirma que hizo asesinar a su primogénito Carlos acusándolo de complot, y o faltan quienes dicen que envenenó a su tercera esposa Isabel de Valois. Con su propia sobrina y cuarta esposa Ana de Austria fabricó a su sucesor, Felipe III, nacido en 1578 y coronado veinte años luego cuando Felipe II murió chapaleando de tufo en sus propias llagas.
Etre 1597 y 1602 hubo tres enormes epidemias de peste que diezmaron a la población ibérica , y para colmo este monarca no tuvo mejor idea que expulsar a los pocos moriscos que quedaban en España.
Felipe III no amaba gobernar, dejaba todo en manos de un tipo llamado el Duque de Lerma, concibió 8 hijos de los cuales en total no se hacía mucho (entre ellos la libidinosa Ana Mauricia, esposa de Luis XIII y futura madre de Luis XIV) y tuvo que aguantar la vergüenza de firmar la Tregua de 12 años por medio de la cual reconoció la superioridad de los holandeses (Felipe II se debe de haber revolcado de la ira en su tumba!) Felipe IV, hijo de Felipe III, nacido en 1605 fue el colmo de lo inservible.
A los diez añitos lo casaron con la francesa Isabel de Borbón, pero no fue hasta los quince años que emplumó lo suficiente como para poder consumar su matrimonio. A los 16 años se hizo rey, pero al igual que a su papi, nunca le hizo mucha gana al arte de gobernar.
Prefería pasarla en fiestas.Gaspar de Guzmán, conocido como el Conde-Duque de Olivares, fue quien tenía la sartén por el mango hasta que en 1643 cayó en desgracia. Felipe IV entonces dejó a cargo del gobierno a don Luis de Haro y eso enfureció a Olivares, quien se rebeló en Flandes, Cataluña y Portugal.
Esto causó que la frágil economía del reinado de Felipe IV se resquebrajara y hubiera bancarrota declarada en tres ocasiones. Al perder a su primera esposa, Felipe IV se casó con su sobrina Mariana de Austria, con quien procedió a engendrar a su sucesor Carlos II El Hechizado, quizás la colección más monstruosa de taras en un ser humano.
Felipe IV al morir iba minado de sífilis contraída con la actriz María "La Golosa" Calderón, con quien tuvo al espurio Juan José de Austria. Tras la muerte de Felipe IV, quedaba Carlos II el Hechizado, destinado a ser tan inservible que no pudo engendrar hijos con ninguna de sus dos esposas porque nació chiclán.
Carlos II fue el eslabón final con el cual se extiguió la casa de Habsburgo en España y al morir este pobre tarado, la Casa de Borbón francesa entró al trono español en 1700 con Felipe V. De esa forma, la altanera Casa de Austria en España se acabó a como decía T.S.Eliot en su poema "Los Hombres Huecos" no con un golpe sino con un lamentable gemido.